Páginas vistas en total

jueves, 5 de mayo de 2016

Entender la dislexia


Entender la dislexia

Criar a un niño con dislexia puede desencadenar gran cantidad de emociones. Uno se pregunta si esta dificultad de aprendizaje afectará el futuro de su hijo. Sin embargo, la dislexia no es una predicción de fracaso. La dislexia es bastante común y muchos profesionales exitosos la tienen.
La investigación indica que hay diferentes formas de enseñanza que pueden ayudar a las personas que tienen dislexia a tener éxito. También hay gran cantidad de cosas que los padres pueden hacer.
Si apenas está comenzando este proceso, no trate de hacerle frente a todo a la vez. Puede comenzar a ayudar a su hijo aprendiendo sobre los síntomas, las causas y las estrategias que se pueden utilizar en la casa y en la escuela.

¿Qué es la dislexia?

Una buena manera de entender lo que es la dislexia es establecer claramente lo que no es. La dislexia no es un signo de poca inteligencia o de holgazanería. No es causada por una visión deficiente. La dislexia es una condición común que afecta la manera en que el cerebro procesa el lenguaje escrito y el lenguaje hablado.
La dislexia está asociada, principalmente, a la dificultad para leer. Algunos médicos, especialistas y educadores podrían referirse a ella como un “trastorno de la lectura” o una “discapacidad para la lectura”. Sin embargo, la dislexia puede también afectar la escritura, la ortografía e incluso el habla.
Las personas con dislexia pueden entender ideas complejas, pero a veces necesitan más tiempo para entender la información. Incluso, podrían necesitar un modo diferente para procesar la información, como escuchar un audiolibro en lugar de leerlo.
Si su hijo tiene dislexia es importante que sepa que no va a superar ese trastorno. La dislexia es una condición que dura toda la vida. Eso no significa que su hijo no pueda ser feliz y exitoso. Hay muchas estrategias efectivas de enseñanza y herramientas que pueden ayudar a mejorar las habilidades de su hijo. De hecho, muchas personas con dislexia tienen carreras profesionales exitosas en el área de los negocios, la ciencia y las artes.
Existe una larga lista de personajes famosos que tienen dislexia, como el director de cine Steven Spielberg, el inversionista Charles Schwab y la actriz Whoopi Godlberg. A esta lista también pueden agregarse otros famosos, como el mariscal de campo Tim Tebow y el autor Dav Pilkey, quien escribió la popular serie Captain Underpants.
Es importante señalar que las personas con dislexia son por lo general muy creativas. No está claro si esa creatividad tiene relación con el hecho de pensar fuera de las convenciones tradicionales o con que sus cerebros están estructurados de manera ligeramente diferente.
Es muy importante tener en cuenta que los problemas con la lectura y otras dificultades relacionadas con la dislexia pueden causar frustración y disminuir la autoestima. El estrés de la tarea escolar puede ocasionar que los niños con dislexia pierdan motivación para seguir intentando.
La buena noticia es que existen gran cantidad de herramientas y estrategias que pueden ayudar. Dichas herramientas deben ser probadas hasta que encuentre las que funcionen mejor para su hijo. Encontrar las estrategias adecuadas junto con una mejoría en el rendimiento escolar pueden aumentar la autoestima de su hijo.
Habilidades esenciales para la comprensión de la lectura
Para los chicos con dislexia leer una sola palabra puede ser un desafío. La dislexia también dificulta la comprensión y recordar lo que se ha leído.
En los primeros grados de la escuela primaria se espera que los niños sean capaces de leer un pasaje de un texto y responder preguntas acerca de lo leído. Esto es lo que se conoce como “comprensión de la lectura”, y es esencial para desarrollar una base sólida para la vida escolar. Por lo general los estudiantes con dislexia tienen problemas con la comprensión de la lectura ya que necesitan desarrollar habilidades como:
  • Conectar las letras con sus sonidos: Los niños tienen que aprender que cada letra del alfabeto está asociada a un cierto sonido o sonidos (las maestras se refieren a esto como “fonética”). Una vez que los niños pueden hacer estas conexiones serán capaces de “reconocer los sonidos y pronunciar en voz alta” las palabras.
  • Decodificar el texto: El proceso pronunciar las palabras en voz alta es conocido como “decodificación”. Una vez que los niños pueden decodificar palabras individuales podrán encontrarle sentido a oraciones enteras.
  • Reconocer palabras a “simple vista”: La habilidad de leer una palabra familiar de un vistazo sin tener que reconocer los sonidos y pronunciar la palabra se llama “reconocimiento de la palabra”. Mientras más palabras reconozcan a simple vista más rápido podrán leer. Un niño lector promedio puede reconocer una palabra a simple vista después de reconocer los sonidos y pronunciarla alrededor de unas doce veces. Los estudiantes con dislexia podrían necesitar ver esa palabra unas 40 veces.[1]
  • Leer con fluidez: Los lectores fluidos pueden reconocer la mayoría de las palabras a simple vista y rápidamente reconocer los sonidos y pronunciar las palabras que no les son familiares. También pueden leer sin problemas y a un buen ritmo. La fluidez es esencial para una buena comprensión de la lectura.
  • Entender el texto: Los buenos lectores pueden recordar lo que acaban de leer. Son capaces de resumir lo leído y de recordar detalles específicos. Los lectores con dislexia pueden quedarse atascados en el proceso de reconocer los sonidos y pronunciar las palabras individualmente. Esto interrumpe el flujo de información y dificulta entender y relacionar el material nuevo que han leído con lo que ya sabían.
Si su hijo tiene problemas para leer sería buena idea averigüar lo que está pasando y obtener ayuda adicional. La razón es que los niños que comienzan a tener dificultades con la lectura raramente pueden ponerse al día por su propia cuenta.[2]
Afortunadamente, los investigadores han estado estudiando la dislexia por décadas y saben cuáles son los métodos de enseñanza y las herramientas que pueden ayudar a los niños con dislexia. Si la dislexia es diagnosticada antes del tercer grado es más fácil lograr la nivelación adecuada en la escuela. De cualquier forma, nunca es demasiado tarde.
Volver al inicio

¿Cuán común es la dislexia?

No hay manera de saber el número exacto de personas con dislexia, pero se sabe que las características de la dislexia son muy comunes.
Más de dos millones de estudiantes entre 3-21 años de edad tienen discapacidades de aprendizaje, según el Departamento de Educación.[3] Y la gran mayoría de ellos tiene dificultad para leer. De hecho, el término dislexia es frecuentemente utilizado para discapacidades con la lectura.
Sin embargo, la cifra no incluye a todos, solo a los estudiantes que están obteniendo servicios bajo la ley de educación especial IDEA.
Por lo tanto, no incluye a los chicos que están recibiendo servicios bajo otras leyes, o a los niños que puede que no hayan sido identificados con discapacidades de aprendizaje pero están obteniendo ayuda a través de un sistema de apoyo de múltiples niveles (MTSS). Tampoco están incluidos los estudiantes que tienen dificultades pero no están obteniendo servicios ni ayudas.
Volver al inicio

¿Cuáles son las causas de la dislexia?

Los investigadores todavía tienen que determinar qué causa la dislexia, aunque ya saben que los genes y las diferencias cerebrales pueden influenciar la probabilidad de que un niño tengan dislexia. Aquí enunciamos algunas de las posibles causas de dislexia:
  • Genes y herencia: La dislexia se repite en la familias. Por lo tanto, si su hijo tiene dislexia existe la probabilidad de que usted u otro pariente también la tenga. Alrededor del 40 por ciento de los hermanos de los niños con dislexia podrían tener las mismas dificultades de lectura.[4] Además, un 49 por ciento de los padres y madres de niños con dislexia también podrían tenerla.[5] Los científicos han encontrado una variedad de genes asociados con las dificultades de lectura y el procesamiento del lenguaje.
  • Anatomía del cerebro: Tener dislexia no significa que su hijo no sea brillante. De hecho, muchas personas con esta condición tienen una inteligencia superior al promedio. Sin embargo, sus cerebros podrían verse diferentes que el de las personas sin dislexia. Considere el lóbulo temporal del cerebro. Esta área del cerebro juega un rol importante en la comprensión del lenguaje. Generalmente esta área es más grande en el hemisferio dominante (el lado izquierdo del cerebro para las personas que utilizan más su mano derecha). Sin embargo, si su hija tiene dislexia los lóbulos temporales del cerebro probablemente tengan la misma medida.
  • Actividad cerebral: Para poder leer nuestros cerebros tienen que traducir los símbolos que vemos en una página en sonidos. Luego, esos sonidos tienen que ser combinados en palabras que tengan significados. Típicamente, las áreas de nuestro cerebro responsables de las habilidades del lenguaje funcionan de una manera predecible. Sin embargo, si su hijo tiene dislexia esas áreas no funcionan conjuntamente de la misma manera. Los chicos con dificultades de lectura terminan utilizando diferentes áreas del cerebro para poder compensar.
Mientras los investigadores se aproximan a descubrir cuáles son las causas de la dislexia, también están aprendiendo cómo el cerebro es capaz de cambiar. Este concepto es conocido como “neuroplasticidad”. Los estudios muestran que la actividad cerebral en las personas que tienen dislexia cambia después que reciben la tutoría apropiada. ¿Qué es lo que esto significa para su hijo? Significa que su hijo puede tener mejorías reales y duraderas en cuanto a su habilidad para leer. Por otra parte, el conocimiento de cómo el cerebro se “reconfigura” a sí mismo podría conducir a unaayuda para la dislexia aun más efectiva en el futuro.
Volver al inicio

¿Cuáles son los síntomas de la dislexia?

Debido a que la dislexia afecta a algunas personas más severamente que a otras, los síntomas que presenta su hija podrían ser diferentes a los de otros chicos. Algunos chicos con dislexia tienen dificultades con la lectura y la ortografía, otros presentan problemas al escribir o al diferenciar la izquierda de la derecha.
Algunos niños parecen no tener problemas con la lectura y la escritura a temprana edad, pero más tarde los tienen con las habilidades del lenguaje complejo, como la gramática, la comprensión de la lectura y la escritura compleja.
La dislexia podría también dificultar que las personas se expresen con claridad. Puede llegar a ser muy complicado estructurar pensamientos durante la conversación yencontrar las palabras adecuadas. Otras tienen dificultad para entender lo que están escuchando, especialmente cuando alguien utiliza el lenguaje no literal, como por ejemplo en las bromas y el sarcasmo.
Por otra parte, los síntomas que usted ve podrían manifestarse de manera diferente según la edad. Por ejemplo, algunos de los señales de advertencia de la dislexia, como el retraso del lenguaje, aparecen antes de que los niños comiencen el kínder. Sin embargo, la dislexia es identificada con mayor frecuencia en la escuela primaria. En la medida que el trabajo escolar se vuelve más exigente la dificultad para procesar el lenguaje se hace más aparente.
En algunas ocasiones muchos chicos tienen una o dos de estas dificultades. Sin embargo, los chicos con dislexia tienen varias de estas dificultades y éstas no van a desaparecer.
Aquí le mostramos algunos de los signos a los que debe estar atento:
Señales de advertencia en el preescolar o el kínder
  • Dificultad para reconocer las letras del alfabeto
  • Dificultad para asociar las letras con los sonidos, como no saber qué sonidos tienen las letras b o t
  • Dificultad para unir los sonidos en palabras, como conectar M-A-M-Á en la palabramamá
  • Dificultad para pronunciar las palabras correctamente, como al decir “césped corto” en vez de “cortadora de césped”
  • Dificultad para aprender palabras nuevas
  • Vocabulario más limitado que el de los otros niños de la misma edad
  • Dificultad para aprender a contar o nombrar los días de la semana, y otras palabras comunes que se dicen en secuencias
  • Dificultad para rimar
Señales de advertencia en la escuela primaria o en la media
  • Cuesta trabajo leer y la ortografía
  • Confundir el orden de las letras, escribir “nap” en vez de “pan”
  • Dificultad para recordar datos concretos y números
  • Dificultad para agarrar un lápiz
  • Dificultad para aprender nuevas destrezas y apoyarse mucho en la capacidad para memorizar
  • Dificultad para reconocer los sonidos y pronunciar las palabras que no son familiares
  • Dificultad para seguir una secuencia de instrucciones
Señales de advertencia en el bachillerato
  • Cuesta mucho leer en voz alta
  • No leer al nivel que se espera
  • Dificultad para entender las bromas y las expresiones idiomáticas
  • Dificultad para organizar y manejar el tiempo
  • Cuesta trabajo resumir una historia
  • Dificultad para aprender un lenguaje extranjero
Volver al inicio

¿Qué habilidades están afectadas por la dislexia?

La dislexia no solamente afecta la lectura y la escritura. Aquí están algunas de las habilidades diarias y las actividades con las que su hijo podría tener problemas debido a esta dificultad de aprendizaje:
  • Destrezas sociales: Existen varias maneras en que la dislexia puede afectar la vida social de su hijo. Los problemas en la escuela pueden hacer que él se sienta inferior en comparación con los otros chicos y que no desee hacer nuevas amistades o, incluso, evitar las actividades de grupo. Podría también tener problemas para entender las bromas y el sarcasmo. Sin embargo, usted puede ayudarlo a decodificar el humor y también a intentar diferentes estrategias para mejorar la autoestima.
  • Comprensión auditiva: Las personas con dislexia tienden a ser mejores oyentes que lectores. Sin embargo, la dislexia puede dificultar su capacidad para filtrar los ruidos de fondo.[6] Esto significa que su hijo podría tener problemas para seguir lo que el maestro está diciendo en un salón de clase ruidoso. Algo que puede ayudar en este caso es sentarse cerca del maestro y así reducir las distracciones.
  • Memoria: A los chicos con dislexia le puede tomar mucho tiempo leer una oración, lo cual podría causar que no recuerden la oración que leyeron antes. Esto les complica mucho entender el significado del texto en su totalidad. En este caso, podría ser de ayuda que utilicen una versión de audio del texto o que utilicen otra clase de tecnología de asistencia.
  • Navegación: Los chicos con dislexia podrían tener dificultad con los conceptos espaciales como “izquierda” y “derecha”. Esto puede llevar a que teman perderse en los pasillos de la escuela y en otros lugares familiares. Aquí podría ser de ayuda tener un sistema de acompañante (otro estudiante) para que los asistan en la transición de clase a clase.
  • Manejo del tiempo: La dislexia puede dificultarles decir la hora o que se ajusten a un horario. Una alarma de un teléfono celular, un horario gráfico o con imágenes, y otros estímulos pueden ayudar a los chicos (y a los adultos) a tener control.
Volver al inicio

¿Cómo se diagnostica la dislexia?

Averiguar qué es lo que está causando las dificultades de lectura de su hijo puede ayudar de varias formas. Los maestros podrían utilizar la información para ver qué métodos son los mejores para la enseñanza de la lectura. Además, un diagnóstico podría abrir las puertas para obtener más recursos gratuitos y ayuda en la escuela. Estos recursos podrían incluir sesiones de tutoría personalizadas con un especialista en lectura y una computadora portátil que su hijo podría utilizar en la casa y en la escuela.
Cabe aclarar que no existe una prueba de evaluación única para obtener un diagnóstico de dislexia, muchas veces incluye la participación de un equipo de profesionales. Como parte del proceso de evaluación, se le podría pedir que complete cuestionarios acerca de los puntos fuertes y deficiencias de su hijo, y a los maestros se les podría pedir exactamente lo mismo. Aquí le mostramos los pasos que incluye la evaluación:
Paso 1: Obtener un examen médico. El médico podría evaluar la visión y la audición de su hijo para ver si esto pudiera estar afectando su habilidad para leer. El médico también preguntará sobre el desarrollo de su hijo y si otros miembros de la familia tienen dificultades con la lectura u otras dificultades de aprendizaje.
Paso 2: Ser remitido a un especialista. Su hijo podría ser evaluado por un psicólogo u otro profesional que se especialice en dificultades de aprendizaje. Estos especialistas pueden proveer información acerca de cómo piensa su hijo. Ellos harán evaluaciones para tener una visión más clara de las áreas donde su hijo está teniendo problemas. Por otra parte, a su hijo se le pedirá que lea palabras y que haga algunas rimas, muestre su ortografía y su manera de escribir, entre otras cosas.
La evaluación psicológica también puede determinar si el TDAH, la ansiedad, la depresión u otros problemas pudieran estar interfiriendo con el aprendizaje.
Paso 3: Poner todo junto. Los especialistas discutirán los resultados y recomendarán las maneras de ayudar a su hijo. Esto podría incluir un tipo de tutoría llamada entrenamiento de la conciencia fonológica. Esta intervención puede ayudar a su hijo a mejorar la capacidad de comprensión de los sonidos y las letras que van juntas.
Recuerde que nunca es demasiado temprano para hacer preguntas y obtener la ayuda adicional que su hijo necesite. Cuanto más rápido comience a recibir la ayuda correcta y adecuada, más pronto podrá ponerse al mismo nivel de rendimiento que otros chicos de su edad. Es por esto que hay recursos de ayuda para bebés y niños pequeños con el objetivo de que desarrollen las habilidades de lenguaje necesarias para convertirse en buenos lectores. Si su hijo tiene menos de 3 años de edad, puede pedirle al sistema de intervención temprana de su estado que le haga una evaluación gratuita, para la cual no es necesario que obtenga una referencia médica.
Volver al inicio

¿Cuáles son las condiciones relacionadas con la dislexia?

No es inusual que los chicos sean diagnosticados con dislexia y con otra condición. Hay condiciones que pueden parecerse a la dislexia debido a que tienen algunos de los mismos síntomas. Aquí detallamos algunas condiciones que pueden coincidir o ser confundidas con dislexia:
  • TDAH puede causar gran dificultad para que los chicos se concentren durante la lectura y otras actividades. Aproximadamente, una tercera parte de los estudiantes con dificultades de atención también tienen dislexia. Es importante tener en cuenta que a veces los maestros no se dan cuenta de la presencia de síntomas de dislexia y asumen que un niño tiene TDAH. Esto se debe a que los niños que tienen dificultad para leer pueden ser inquietos físicamente debido a su frustración. Además, pueden portarse mal en el salón de clases para esconder lo que no saben hacer o responder.[7]
  • Trastorno del procesamiento auditivo afecta la habilidad de los chicos para ordenar los sonidos que escuchan. Pueden tener dificultad para entender lo que las personas dicen, y leer también puede ser complicado. Esto se debe a que la mayor parte de la lectura incluye hacer conexiones entre los sonidos y letras. Generalmente, los chicos con trastorno del procesamiento auditivo tienen dificultad para reconocer las diferencias entre letras como la b y la d, así como para pronunciar nuevas palabras.
  • Trastorno del procesamiento visual puede dificultar que los chicos vean las diferencias entre las letras o las formas. Los chicos con trastorno del procesamiento visual podrían quejarse de tener una visión borrosa o que las letras parecen “estar saltando en la página”. Quizá traten de compensar esto entrecerrando los ojos o cerrando uno de los ojos. Por lo general, invierten las letras cuando escriben y les cuesta mucho trabajo mantenerse dentro de las líneas.
  • Disgrafía puede afectar la habilidad de los niños para escribir y deletrear. También les dificulta organizar sus pensamientos y ponerlos por escrito. Muchos niños condisgrafía también tienen dislexia.
  • Discalculia hace muy difícil las matemáticas. Muchos niños tienen problemas serios en lectura y matemáticas y pudieran tener discalculia además de dislexia.[8] La dificultad para aprender a contar está asociada con ambas condiciones.
  • Dificultades del funcionamiento ejecutivo puede afectar la habilidad de los niños para organizar y concentrarse en sus tareas. Los niños con dificultades del funcionamiento ejecutivo podrían también tener dificultad con la comprensión de la lectura.
Hay muchas maneras en que los padres y maestros pueden ayudar en cada una de estas condiciones. Algunas estrategias podrían funcionar mejor que otras en determinadas condiciones. Es por eso que es buena idea encontrar profesionales que puedan ayudarle a identificar cuáles son las dificultades con las que su hijo tiene problemas. Cuanta más información obtenga su ayuda será más eficaz.
Volver al inicio

¿Cómo los profesionales pueden ayudar con la dislexia?

Existen muchas personas que pueden ayudar a su hijo a mejorar sus habilidades para la lectura y escritura. Algunas de esas personas podrían trabajar en la escuela de su hijo y otras podrían estar en su propia comunidad. Aquí le mostramos una lista de profesionales que pueden ayudar con la dislexia:
Los maestros
Las escuelas han trabajando por décadas para ayudar a los estudiantes con dificultades en escritura. El maestro de su hijo podría conocer una variedad de métodos de instrucción de lectura y saber cómo utilizar diferentes enfoques y técnicas para ayudarlo.
Además, están las adaptaciones que pueden ser de mucha ayuda en el salón de clases y que podrían incluir tiempo adicional para completar los exámenes o permitirle que utilice herramientas de tecnología, como el software de predicción de palabras. Aunque no tenga un diagnóstico, la escuela de su hijo puede hacer muchas cosas para ayudarla académicamente.
La Respuesta a la intervención (RTI, por sus siglas en inglés) es un proceso que algunas escuelas utilizan para ofrecer ayuda adicional a los estudiantes que se retrasan académicamente. Si la escuela de su hijo utiliza el RTI, las evaluaciones de rutina identificarán cuáles son los chicos que necesitan ayuda para desarrollar ciertas habilidades. Luego, esos chicos recibirán instrucción en grupos pequeños, ya sea dentro del salón de clase regular o afuera de éste. Si su hijo no progresa lo suficiente en un grupo pequeño, entonces la escuela debe probar otras técnicas hasta encontrar la apropiada.
Adaptaciones informales son estrategias que los maestros utilizan para ayudar a los chicos que tienen dificultades. Solicite una reunión con los maestros para hablar acerca de las preocupaciones que ambos tienen acerca de su hijo. Las estrategias comunes que los maestros usan para ayudar a los chicos con dislexia incluyen el enfoque multisensorial para vincular la capacidad de escuchar, hablar, leer y escribir, así como pedirles que repitan las instrucciones que el maestro dio.
A menudo, después de probar algunas adaptaciones informales usted o el personal de la escuela podrían recomendar un plan 504. Un plan 504 se creará solamente si el niño tiene una condición que, como el TDAH, interfiera con el aprendizaje. Este es un plan escrito que detalla cómo la escuela se adaptará a las necesidades de su hijo.
Otra opción es solicitar una evaluación para los servicios de educación especial. Una evaluación determinará si su hijo califica para un Programa de Educación Individualizada (IEP, por sus siglas en inglés). Una parte fundamental del IEP es establecer objetivos anuales. Si su hijo califica para un IEP, usted ayudará a los maestros a establecer esos objetivos. Los objetivos podrían incluir que aumente el vocabulario y mejore la comprensión de la lectura. El plan detallará cómo la escuela ayudará a su hijo a que alcance esos objetivos. Por ejemplo, el plan podría incluir dos sesiones semanales con un especialista de lectura. Además podría incluir que le proporcionen un software de reconocimiento de voz.
Especialistas en lectura
Las escuelas públicas tienen especialistas de lectura que pueden trabajar con su hijo de manera individual o en grupos pequeños. Estos especialistas pueden ayudar a su hijo a mejorar sus habilidades para la lectura. También están los tutores privados que utilizan métodos especializados de instrucción de lectura que podrían ser de gran ayudar.
El médico
Algunas veces la dislexia puede ser tan estresante que puede afectar la autoestima de su hijo causando, a su vez, ansiedad y depresión. Esto dificulta aún más la vida escolar. Hable con su pediatra sobre lo que está observando. Un psicólogo podría ayudar a manejar el estrés de su hijo.
Padres defensores
Cada estado tiene al menos un centro de ayuda para padres. Estas instituciones sin fines de lucro están compuestas por padres que tienen hijos con discapacidades. Esos padres experimentados han aprendido a usar el sistema educativo. Ellos pueden ayudarle a prepararse para las reuniones escolares importantes y a obtener los recursos que su hijo necesita. Puede encontrar un centro en su área de residencia a través de la Red de Asistencia Técnica para Padres (Parent Technical Assistance Network, en inglés).[9]
Volver al inicio

¿Qué se puede hacer en el hogar?

Ayudar a su hijo con dislexia no es tarea fácil, sobre todo si nunca se ha sentido seguro de sus propias habilidades para leer y escribir. Usted no tiene que ser un experto para ayudarlo a trabajar en ciertas habilidades o para fortalecer su autoestima.
Tenga en mente que los chicos, y las familias, son todas diferentes y, por lo tanto, no todas las opciones van a funcionar en su caso. No se asuste si las primeras estrategias que intente no dan resultado. Quizá necesite probar diferentes técnicas hasta encontrar la que funciona mejor. Aquí están algunas estrategias que puede probar en su casa:
  • Lea en voz alta todos los días. Si su hijo es muy pequeño, lean juntos libros con imágenes. Para los niños en la escuela primaria o en la escuela media podría usar un tomo de Harry Potter. Para un adolescente considere la lectura de revistas o artículos del periódico o, incluso, una receta de cocina. También puede leer en voz alta los carteles que ve en la calle y manuales de instrucción. Escucharlo leer permite que su hijo se concentre en entender el material y amplíe su conocimiento general. Haga esto cada vez que tenga una oportunidad.
  • Aproveche los intereses de su hijo. Ofrézcale una variedad de materiales como historietas, historias de misterio, recetas de cocina y artículos sobre deportes o personas famosas de la televisión y el cine. Busque libros del nivel de lectura de su hijo. Los chicos con dislexia u otras dificultades de lectura tienen más probabilidades de terminar de leer un libro si les resulta interesante.
  • Utilice audiolibros. Busque audiolibros en su biblioteca local. También puede encontrarlos en la Internet. Algunas librerías venden libros para niños pequeños con la historia grabada en un CD que indica cuándo es tiempo de cambiar la página. Escuchar la historia relatada mientras se miran las palabras y se sigue la lectura, ayudará a su hijo a hacer la conexión entre los sonidos que está escuchando y las palabras que está viendo.
  • Busque apps (aplicaciones de computadora) y otras ayudas tecnológicas.Los procesadores de palabra y los correctores de ortografía pueden ayudar a los chicos con dificultades de lectura y ortografía. El software de reconocimiento de voz puede ser útil para los estudiantes mayores cuando hacen las tareas escritas, ya que les permitirá dictar sus ideas en lugar de escribirlas. Existe una gran cantidad de apps y juegos en línea muy útiles para desarrollar las habilidades de lectura.
  • Observe y anote. Observar a su hijo más de cerca y tomar notas de su conducta podría revelar patrones o desencadenantes que usted podría modificar. Sus notas van a ser muy útiles a la hora de hablar con maestros, médicos o con cualquier persona que pueda ayudar a su hijo.
  • Concéntrese en el esfuerzo y no en el resultado. Felicite a su hijo por esforzarse y enfatice el hecho de que todos cometemos errores, ¡incluido usted! Ayúdelo a entender lo importante que es continuar practicando, y abrácelo, celébrelo y prémielo, incluso, por pequeños esfuerzos y progresos. Eso lo ayudará a mantenerse motivado.
  • Vea cómo se siente. Use a través de los ojos de su hijo para que experimente cómo se siente tener dislexia. Algunas veces, reconocer que entiende lo que su hijo está experimentando puede hacerlo sentir más seguro y estimularlo a probar diferentes estrategias y a utilizarlas el mayor tiempo posible para determinar cuál es la más útil.
  • Haga de su casa un espacio atractivo para leer. Ponga en cada habitación (¡incluso en el baño!) algunos libros o revistas que le puedan interesar a su hijo. Lleve un libro cuando vaya a comprar pizza o viaje, y léalo a su familia para discutirlo luego. Busque otras formas creativas para alentar la lectura y la escritura en su casa.
  • Estimule la confianza. Utilice los pasatiempos de su hijo y las actividades después de la escuela para mejorar su autoestima y aumentar su capacidad de tolerar frustraciones. Intente diferentes maneras de identificar y desarrollar las destrezas de su hijo.
Volver al inicio

¿Qué puede hacer el camino más fácil?

La dislexia puede ser difícil tanto para su hijo como para usted. Sin embargo, con el apoyo apropiado casi todas las personas con dislexia logran leer con precisión. Por supuesto, su participación en el proceso es fundamental. Donde sea que se encuentre, ya sea al comienzo o avanzada en el proceso, este sitio de la Internet puede ayudarle a encontrar maneras de apoyar a su hijo. Aquí están algunos consejos que pueden hacerle el camino más fácil:
  • Conéctese con otras familias. Recuerde que no está solo. Use nuestracomunidad en línea segura para encontrar a familias como la suya.
  • Obtenga consejos de conducta. En entrenamiento para padres nuestros expertos ofrecen estrategias para una variedad de dificultades que pueden ayudar a los chicos con dislexia, incluyendo manejo del tiempo, ansiedad y miedo, frustración y baja autoestima.
  • Desarrolle un plan de apoyo. Haga un plan de acción para anticipar situaciones futuras.
Entender la dislexia y buscar maneras de ayudar a su hijo es un paso muy importante. Hay mucho que puede hacer pero no tiene que hacerlo todo a la vez.Tómese el tiempo que necesite. Tenga en cuenta que si prueba varias estrategias al mismo tiempo será difícil saber cuál o cuáles son las que mejor funcionan. Trate de ser positivo y recuerde que su amor y respaldo hacen una gran diferencia en la vida de su hijo.
Volver al inicio


Puntos clave


  • La dislexia es una condición de por vida que afecta la habilidad de leer, escribir, deletrear e incluso hablar.
  • La dislexia es muy común y no es un signo de poca inteligencia.
  • Los métodos de enseñanza que involucran la visión, sonido y tacto pueden mejorar significativamente ciertas destrezas.


Recursos


[1] Handler, Sheryl, and Walter Fierson. "Learning Disabilities, Dyslexia, and Vision."Pediatrics 127.3 (2011): E818-856. American Academy of Pediatrics. Web.http://pediatrics.aappublications.org/content/127/3/e818.full?sid=bd9574fb-4575-4d35-a46e-a63394e68331
[2] Ibid.
[3] National Center for Education Statistics. U.S. Dept. of Education. "Fast Facts: Students with Disabilities." http://nces.ed.gov/fastfacts/display.asp?id=64
[4] Shaywitz, Sally, and Bennett Shaywitz. "The Neurobiology of Reading and Dyslexia."Focus on Basics 5.A (2001). NCSALL.net. National Center for the Study of Adult Learning and Literacy. Web. http://www.ncsall.net/index.html@id=278.html
[5] Ibid.
[6] Sperling, Anne, et al. "Deficits in Perceptual Noise Exclusion in Developmental Dyslexia." Nature Neuroscience 8 (2005): 862–63. Nature.com. Nature Publishing Group. http://www.nature.com/neuro/journal/v8/n7/abs/nn1474.html
[7] Spiro, Linda. "The Most Common Misdiagnoses in Children." Childmind.org. Child Mind Institute. http://www.childmind.org/en/posts/articles/2013-4-9-most-common-misdiagnoses-children
[8] Barbaresi, William, et al. "Math Learning Disorder: Incidence in a Population-Based Birth Cohort, 1976–82, Rochester, Minn." Ambulatory Pediatrics 5.5 (2005): 281–89. Web.
[9] "Parent Center Listing." Parentcenternetwork.org. Parent Center Network. Web.http://www.parentcenternetwork.org/parentcenterlisting.html


Acerca del autor

Avatar del experto Graphic

Emily Lapkin

Más de este autor

No hay comentarios:

Publicar un comentario