Páginas vistas en total

domingo, 8 de marzo de 2015

Estrategias de control de la ira para niños y adolescentes en el Espectro del Autismo





Estrategias de control de la ira para niños y adolescentes en el Espectro del Autismo

Todos los niños experimentan ira. Pero, los jóvenes con síndrome de Asperger (AS) y autismo de alto funcionamiento (HFA), en particular, tienen dificultades para canalizar sus emociones fuertes . La ira es a menudo una reacción a un sentimiento de frustración, dolor, mal entendido,etc. Si su hijo no aprende cómo liberar su ira de manera apropiada, puede  explotar de manera inadecuada, o  dañar su sentido de autoestima.

  La ira se aprende, pero también  la compostura!

Como padres, esperamos que nuestros hijos aprendan a:
  • comunicar los sentimientos de enojo de manera positiva.
  • expresar la ira sin violencia.
  • aprender cómo evitar ser víctima de acciones de enojo de otra persona.
  • aprender a controlar los impulsos de ira.
  • aprender a resolver problemas.
  • aprender a apartarse de una situación de violencia o enojo. 
  • aprender técnicas para calmarse.
  • reconocer los sentimientos de enojo en ellos mismos y en otros.

A continuación se presentan varias técnicas cruciales, para ayudar a enseñar a su hijo con AS o HFA formas más constructivas de expresar la ira:

1. Reconocer las emociones fuertes ayudará a tu hijo a controlarse.

2. Asegurarnos de valorar lo que nuestro hijo experimenta. Por ejemplo, si está herido y llorando, nunca decir: "deja de llorar". En su lugar, validar la experiencia de su hijo diciendo algo así como: "Estoy seguro de que eso duele". "Eso me haría llorar a mí también." Esto hace que tu hijo sea tu aliado. Como aliado, tu hijo aprende a confiar en ti, dándose  cuenta de que tú estás allí para él . Si su hijo puede confiar en usted, él puede aprender a confiar en sí mismo y en el mundo exterior.

3. Cree unas "maneras de relajarse" utilizando un cartel. Hay docenas de maneras de ayudar a niños con AS y HFA . Desafortunadamente, a la mayoría de estos jóvenes no se les ha dado la oportunidad de pensar en esas otras posibilidades. Por lo tanto, ellos se siguen metiendo en problemas debido a que el único comportamiento que saben  para expresar su frustración, es de manera inadecuada. Por lo tanto, hable  con su hijo sobre maneras más aceptables "comportamientos de reemplazo." Hacer un gran cartel  y enumerarlos (por ejemplo, hacer dibujos, golpear una almohada, escuchar música, correr una vuelta, tirar a canasta, cantar una canción, hablar con alguien, pensar en un lugar tranquilo,etc.). Una vez que su hijo elige su comportamiento de reemplazo, animarlo a utilizar la misma estrategia cada vez que empieza a estar molesto.

4. Anime a su hijo a aceptar la responsabilidad de su ira y hacerse con el control utilizando las siguientes preguntas: ¿He hecho o dicho cualquier cosa para crear el problema? Si es así, ¿Cómo puedo hacer las cosas mejor? ¿Cómo puedo evitar que este problema vuelva a ocurrir?

5. Facilitar la comunicación y la resolución de problemas con su hijo AS o HFA haciendo preguntas (por ejemplo, ¿Cómo puedo ayudarte? ¿Qué puedes hacer para  ayudarte a ti mismo? ¿Qué necesitas? ¿Está tu conducta ayudándote a  resolver tu problema?).

6. Ayude a su hijo a comprender sus emociones poniendo palabras a sus sentimientos  (por ejemplo, diga: "Parece que te enoja cuando te llaman algo").

7. Ayude a su hijo a entender que la ira es una emoción natural que todo el mundo tiene. Diga algo como: "Es normal que te  sientas enojado. Todo el mundo se siente enojado de vez en cuando, pero no está bien hacer daño a los demás."

8. Involucre a su hijo en la toma de una pequeña lista de "reglas de la casa" (por ejemplo, trabajamos las diferencias pacíficamente, usamos el autocontrol, escuchamos a los demás, somos amables con los demás, etc.). Escríbalas y póngalas en el refrigerador. Haga las reglas claras, y con consecuencias  que sean apropiadas para la edad de su hijo cuando se ignoren las reglas.

9. Escuchar, reflexionar y validar (sin juicio) los sentimientos que  su hijo expresa. Después de escuchar, ayudar a identificar el verdadero sentimiento que subyace a la ira (por ejemplo, el dolor, la frustración, la tristeza, la decepción, el miedo, etc.). Diga algo como, "Duele  cuando tu amigo no es bueno contigo," o "Da miedo esos chicos que intimidan."

10. Muchos niños en el espectro del autismo no saben cómo expresar su ira de otra manera. Patadas, gritos, insultos, golpes o tirar cosas puede ser la única manera que saben cómo expresar sus emociones. Para ayudar a su hijo a expresar sus frustraciones adecuadamente, hagan juntos una lista de "palabras de emociones" (por ejemplo, "Vamos a pensar en todas las palabras que podríamos utilizar para decir a los demás que estamos realmente frustrados"). Luego haga una lista de sus ideas (por ejemplo, enojado, molesto, furioso, irritado, etc.). Escríbalas en un gráfico, cuélguelo, y practique el uso de ellas a menudo. Cuando su hijo esté molesto, use las palabras para que pueda aplicarlas a la vida real (por ejemplo, "Parece que estás realmente frustrado. ¿Quieres hablar de ello?" ... O "Pareces muy molesto.  Luego vaya  añadiendo nuevas palabras de sentimientos a la lista.

11. Resista cuando su hijo tenga ataques de ira. Siempre hable y compórtese con él de una manera tranquila y objetiva.

12. A veces, la ira y la frustración de un niño son causados ​​por problemas muy reales e ineludibles en su vida. No toda la ira está fuera de lugar. De vez en cuando es una respuesta sana y natural a las dificultades que se enfrenta el niño con AS o HFA. Existe la creencia común de que todos los problemas tienen una solución, y que se suma a la frustración de los padres para saber que este no es siempre el caso con las "necesidades especiales" de su niño. La mejor actitud para tratar  tal circunstancia, entonces, no es centrarse en la búsqueda de la solución, sino más bien en la forma de manejar el problema como menos dolorosa posible.

13. Detener cualquier comportamiento agresivo. Diga algo como: "No puedo dejar que lastimes a los demás", o "No puedo dejar que me hieras." A continuación, retire a su hijo lo más suavemente posible.

14. Enseñe a su hijo con AS o HFA a tomar un tiempo de espera en una difícil situación y tener algo de "tiempo a solas" durante unos minutos. Durante el tiempo de espera, su hijo puede replantearse la situación, calmarse, y determinar qué hacer a continuación. La longitud del tiempo de espera se determina por la intensidad de la emoción. Un joven que simplemente está frustrado sólo puede necesitar tomar una respiración profunda. El joven que se enfureció probablemente tiene que salir de la habitación. Después de que su hijo se ha calmado, es el momento de decidir sobre una respuesta más adecuada a la situación. Hay varias opciones positivas que le ayudan: hablar de ello, obtener ayuda... La simplificación de las opciones hace del proceso de decisión más fácil. Incluso  con AS y HFA los niños pueden aprender a responder de manera constructiva a la frustración cuando saben que sólo hay unas pocas opciones. Estas opciones son las habilidades que se pueden aprender. Tómese el tiempo para enseñar a su hijo estas habilidades, y practíquelas   como respuestas a los sentimientos difíciles.

15. Pruebe un "tiempo-en" en lugar de un "tiempo de espera". En ocasiones el tiempo de espera y el aislamiento pueden no ser la mejor opción . En su lugar, trate de un "tiempo-en." Siéntese con su hijo e incorpore otros métodos mencionados en este artículo (por ejemplo, el trabajo sobre la respiración con él, hacerle preguntas acerca de sus sentimientos, etc.). Lo importante es estar completamente presente con su hijo para ayudarlo a través de sus emociones. Recuerde, usted está enseñando habilidades sociales para tener  relaciones con los demás, en lugar de actuar en solitario. Cuando algunos niños y niñas se encuentran aislados, a menudo rumian y se sienten culpables por su comportamiento. Esto sólo sirve para crear una baja autoestima.
16. Usar palabras de sentimientos para ayudar a su hijo con AS o HFA a entender las emociones de los demás (por ejemplo, Robbie está sentado solo y se ve muy triste", o" Cuando Michael se tropezó, parecía  avergonzado ").

17. Utilice juegos de rol, títeres, o vídeos para enseñar habilidades sociales (por ejemplo, cómo tratar a los demás, cómo resolver los desacuerdos, etc.).

18. Cuando su hijo se frustra, utilice esos incidentes como "lecciones sobre el terreno" para ayudarle a aprender a calmarse. Por ejemplo, explicar a su hijo que todos tenemos pequeñas señales que nos advierten cuando nos estamos frustrando. Debemos escuchar a estos signos, porque pueden ayudarnos a permanecer fuera de problemas. A continuación, ayude a su hijo  a reconocer los signos de advertencia  que dicen que está empezando a enojarse (por ejemplo, hablo más fuerte, mis mejillas se calientan, aprieto los puños, mi corazón comienza a golpear, mi boca se seca, respirar más rápido, etc.). Una vez que su hijo es consciente de sus señales de advertencia únicas, comience señalándoselas a él cada vez que empiece a estar molesto (por ejemplo, "Parece que estás comenzando a sentirte frustrado" ... o "Tus mejillas están  rojas. ¿Sientes que estás empezando a enfadarte? "). Cuanto más ayude a su hijo  con AS o HFA a reconocer las señales cuando su ira está empezando a activarse (cuanto más pronto le ayudes a reconocer los signos de su ira)más fácil le será a él calmarse. Es también el momento en que las técnicas de control de la ira son más eficaces. La ira aumenta muy rápidamente, y esperar a que su hijo ya esté en crisis para tratar de traerlo de vuelta en el control suele ser demasiado tarde.

19. Herramientas sencillas de relajación pueden ayudar a su niño a calmarse. Por ejemplo:
  • Use la imaginación; visualizar una experiencia relajante ya sea de su memoria o su imaginación.
  • Lentamente repetir una palabra o frase en calma ("relax" o "tomarlo con calma"). Repítetelo a ti mismo
  • Respira profundamente desde tu diafragma (porque la respiración desde tu pecho no te relajará, así que visualiza tu respiración viniendo desde tu vientre).

20. Ayude a su hijo a entender que él puede "elegir" cómo reaccionar cuando se siente enojado. Enseñe a su hijo auto-control y formas positivas de hacer frente a los impulsos negativos. Estas son algunas de las opciones que puede hacer:
  • Cálmate respirando profundamente.
  • Cuenta lentamente.
  • Dibuja o juega con arcilla.
  • Ejercicio, caminar o correr.
  • Busca un lugar tranquilo o siéntate solo.
  • Abraza

    a alguien, a una mascota o un animal de peluche. 
  • Mira libros o lee
  • Escucha música o canta
  • Resolver problemas
  • Descansar o tomar una ducha
  • Detenerse y pensar
  • Decir a alguien cómo te sientes
  • Tensar el cuerpo y luego relajarse 
  • Escribir acerca de los sentimientos

Siguiendo las técnicas mencionadas anteriormente, los padres pueden ayudar a fortalecer su relación con sus hijos con AS y HFA  y darles las herramientas que necesitan para hacer frente eficazmente a la frustración y la ira.
 ARTÍCULO ORIGINAL:
http://www.myaspergerschild.com/2015/01/anger-control-strategies-for-children.HTML

Cómo impedir colapsos y rabietas en Asperger y HFA Niños

1 comentario:

  1. Sin palabras ante su labor...
    Acabo de descubrir el blog y ya he encontrado muchas respuestas...
    Infinitamente agradecida.
    Un saludo.

    ResponderEliminar