Páginas vistas en total

domingo, 27 de enero de 2013

Evaluación de las dimensiones del lenguaje/Fonológica


Evaluación de las dimensiones del lenguaje

Para estudiar el lenguaje podemos fragmentarlo en distintos componentes o dimensiones lingüísticas (Bloom y Lahey,1978): la forma, el contenido, y el uso.

Como se recordará la forma se refiere a los elementos lingüísticos que conectan los sonidos y símbolos con el significado. Incluye la Sintaxis, la Morfología y la Fonología.
Dimensión fonológica

El objetivo de la evaluación en fonología es conocer los mecanismos que rigen la pronunciación del niño y detectar dificultades. Es importante analizar la información de los padres y profesores, ya que contribuyen a detectar un problema fonológico.

Para evaluar si existe o no alteración en el niño tenemos que tener presente cuál es el desarrollo fonológico típico. A grandes rasgos podemos considerar que primero se adquieren los fonemas simples (según este orden: nasales, oclusivos y fricativos y fonemas vibrantes múltiples y laterales) y con posterioridad los grupos consonánticos y diptongos (grupos consonánticos formados por líquidas más tarde que el resto de los grupos consonánticos y diptongos crecientes antes que los decrecientes). Además hay que tener en cuenta los procesos de simplificación del habla, que el niño los usa en el desarrollo normal como estrategias de aprendizaje:

*Procesos estructurales: reducir o cambiar el número o el orden de silabas de una palabra (ej. eliminar consonantes finales "lapi por lapiz") o consonantes dobles,("pato por plato") al esquema consonante-vocal (C-V). Los principales serían:

-Reducción de grupos consonánticos

-Reducción de diptongos

-Ausencia de vibrante múltiple

*Procesos sistémicos o sustitutorios: por los que se sustituye determinado tipo de sonidos. Por ejemplo, el niño sustituye consonantes fricativas por oclusivas ( por ejemplo, zapato por tapato) o consonantes velares por consonante anterior (como, gota por bota). Otros serían:

-Semiconsonantización de líquidas (Ej. /kjase/ por /klase/)

-Sustitución de líquidas por /d/ y viceversa

-Estridencia de fricativas (Ej. /tafa/ o /tasa/ por /taza/)

*Procesos asimilatorios, por los que dos sonidos dentro de una palabra se hacen similares influyendo uno de ellos en el otro. Por ejemplo, un sonido contamina a otro próximo dentro de la misma palabra (por ejemplo, papata por patata, o bobo por globo).

Observaremos si se dan estos procesos de simplificación a una edad en la que ya no es adecuada, pues esto no informará sobre dificultades en esta área.

Dentro de la dimensión fonológica hay que valorar tanto los aspectos receptivos como los expresivos.

Evaluación de la recepción:

Hay que valorar si el niño es capaz de discriminar ruidos ambientales, instrumentos y objetos. Asimismo, y de mayor importancia, es necesario comprobar la discriminación de sonidos del habla. En ocasiones, no es necesario explorar la discriminación de todos los fonemas, sino solo aquellos en los que aparecen dificultades en la expresión.

Para evaluar disponemos de distintos procedimientos:

-Cintas de cassette con ruidos y sonidos ambientales

-Diferenciación de palabras y pseudopalabras: diferenciación de palabras en un solo sonido y el niño debe decir si son iguales o distintas. A los 4 años los niños lo hacen correctamente con palabras reales y alrededor de los 5 años con pseudopalabras

-Diferenciación entre la producción correcta e incorrecta de una palabra

-Diferenciación entre el sonido emitido por el examinador y el producido por el niño.El niño debe reproducir lo que ha dicho el examinador y debe decir si es o no igual al que había dicho el examinador

Evaluación de la producción

Además de evaluar la recepción, debemos valorar la producción fonológica del niño. En concreto, evaluaremos los fonemas que presentan alteraciones fonológicas según la edad cronológica, las estrategias que utiliza ante fonemas no dominados y analizaremos las causas de los errores. Así observaremos si el niño tiene un modelo lingüístico inapropiado, si existen características dialectales del entorno, si hay una dificultad en la discriminación de sonidos y si presenta anomalías estructurales o funcionales o aspectos relacionados con la fonación y/o desajuste en su sistema fonológico. Algunos de los procedimientos serían:

-Exploración anatómica y funcional de los órganos implicados en la producción del habla

-Obtención y análisis de una muestra de lenguaje espontáneo, examinando los aspectos fonológicos

-Obtención de una muestra de lenguaje dirigido con imágenes, objetos reales, etc.Por ejemplo: prueba de desarrollo fonológico de Bosch.

- Tareas de Denominación/ tacto:

o Identificar la palabra adecuada a partir de la presentación de un grupo de dibujos. Por ejemplo: Registro fonológico Inducido de Monfort y Juárez

o Intraverbales/ completar una frase con una palabra

o Formulación de preguntas que impliquen la articulación de fonemas que se quieren evaluar

o Reproducción de frases sin un modelo inmediato

o Imitación: Bosch o repetición de una lista de fonemas aislados y en sílabas
Fuente:ILD psicología

No hay comentarios:

Publicar un comentario