Páginas vistas en total

domingo, 11 de diciembre de 2011

Componentes de las Funciones Ejecutivas.

Componentes de las Funciones Ejecutivas.
Tomando como referencia lo que han escrito Barkely, Brown y Gioia, a continuación señalo ocho componentes generales de las funciones ejecutivas que afectan el desempeño escolar:
1. Memoria de trabajo y la capacidad de recordar (retener datos en la mente a la vez que se manipula información; recordar hechos almacenados en la memoria de largo plazo)
2. Activación, motivación y esfuerzo (empezar algo; poner atención; terminar lo que se empieza)
3. Control de las emociones (habilidad de tolerar la frustración; pensar antes de actuar o hablar)
4. Internalización del lenguaje (usar el lenguaje interno para controlar el propio comportamiento y dirigir acciones futuras)
5. La capacidad de aislar un hecho, analizarlo por partes, reconstruirlo y reorganizarlo como nuevas ideas (resolución compleja de problemas)
6. Capacidad de cambio e inhibición (cambiar de actividades, hacer un alto en las que se están desempeñando, detenerse a pensar antes de actuar o hablar)
7. Organización/planeación anticipada (manejo del tiempo, proyectos, materiales y posesiones)
8. Monitoreo (auto-monitoreo y auto-motivación)
Dos Categorías de Déficits en las Funciones Ejecutivas. Me ha parecido útil separar los déficits en las funciones ejecutivas en dos categorías generales:
1) Habilidades académicas específicas, tales como escribir ensayos, recordar lo que se lee (comprensión de lectura), memorizar información, resolver problemas matemáticos complejos.
2) Habilidades esenciales relacionadas, tales como la capacidad de organizarse, empezar y terminar trabajos, recordar tareas y fechas límite de entrega, completar en tiempo asignaciones y proyectos de largo plazo, procesar información de forma eficiente y puntual, tener buena noción y administración del tiempo, internalizar el lenguaje para dirigir el propio comportamiento y planear para el futuro.
Los déficits en las habilidades esenciales relacionadas se pueden confundir con holgazanería. Toda vez que las deficiencias en las habilidades académicas específicas se detectan fácilmente, los maestros están más dispuestos a dar los apoyos necesarios. No obstante, los maestros no tienen la misma disposición cuando se trata de deficiencias en las habilidades esenciales relacionadas tales como la desorganización, la falta de iniciativa y la incapacidad de entregar asignaciones en tiempo. Desafortunadamente, a primera vista, la incapacidad de llevar a cabo estas tareas parece ser una elección voluntaria; sin embargo, no es el caso, ya que un déficit neurológico hace que estas tareas se vuelvan extremadamente difíciles para quienes padecen de TDA. En consecuencia, los padres y maestros deben tener siempre en mente que, antes que otra cosa, este es un problema neurológico y no de holgazanería.
Elemento crítico de las funciones ejecutivas.
Analicemos más a fondo uno de los elementos de las funciones ejecutivas – el déficit en la memoria de trabajo y capacidad de recordar – y su impacto en el desempeño escolar.
Deficiencia en la Memoria de Trabajo y Capacidad de Recordar.
Contrario a lo que se cree, los investigadores han señalado que la funcionalidad de las habilidades de memoria es mejor indicador del éxito académico que los resultados que miden el coeficiente intelectual. Esto explica porqué los niños con TDA y altos coeficientes intelectuales pueden tener dificultades en el ámbito escolar. Tener un déficit en la memoria de trabajo y capacidad de recordar puede afectar negativamente a los estudiantes en varios aspectos:
1. El aquí y el ahora. Los niños con TDA tienen una capacidad de memoria de trabajo limitada que se refleja en sus comportamientos en casa y en el salón de clases:
- al recordar y seguir instrucciones,
- memorizar datos matemáticos, el deletreo de palabras y fechas,
- realizar cálculos mentales como por ejemplo cálculos matemáticos,
- completar problemas matemáticos complejos (algebra),
- recordar parte de una tarea mientras se trabaja en otra sección de la misma,
- parafrasear o resumir
- organizar y escribir ensayos.
2. Noción de eventos pasados: Toda vez que nuestros estudiantes tienen dificultades para recordar el pasado, tienen una visión retrospectiva limitada; es decir, no aprenden fácilmente de comportamientos anteriores. Esto puede explicar porqué los niños repiten frecuentemente malos comportamientos.
3. Noción del tiempo: Muchos estudiantes con TDA tienen dificultades para tener en mente ciertos eventos y usar su noción del tiempo para prepararse para eventos próximos y futuros. En consecuencia, tienen dificultades para juzgar el trastorno del tiempo con precisión.
4. Conocimiento de uno mismo: Como resultado de un pobre conocimiento de sí mismos, estos estudiantes no pueden fácilmente examinar o cambiar su propio comportamiento. Quizá esto explica porqué no son conscientes muchas veces de conductas que pueden alejar a sus amigos.
5. Noción del futuro: La mayoría de los estudiantes con déficits en la memoria de trabajo se enfocan en el aquí y el ahora y son menos propensos a hablar del tiempo o hacer planes para el futuro. De esta forma, tienen una capacidad de prevención limitada; en otras palabras, tienen dificultades para aprender de lecciones pasadas y cambiar comportamientos futuros. No es sorprendente, entonces, que tengan dificultades para prepararse para el futuro.
Problemas Académicos Comunes Relacionados al TDA y Deficiencias en las Funciones Ejecutivas
Muchos estudiantes con TDA presentan deficiencias en la memoria de trabajo y algunos incluso una lenta velocidad de procesamiento, mismos que son elementos críticos de las funciones ejecutivas. Estas habilidades son indispensables para escribir ensayos y resolver problemas matemáticos.
Un estudio reciente de Mayes y Calhoun ha identificado la expresión escrita como el problema de aprendizaje más común en estudiantes con TDA (65 por ciento). En consecuencia, escribir ensayos, preparar reportes de libros o contestar preguntas en exámenes o tareas es un gran reto. Por ejemplo, a la hora de escribir ensayos, los estudiantes suelen tener dificultad para retener, tener en cuenta y organizar ideas, hacer uso de reglas de gramática, pronunciación y puntuación almacenadas en la memoria de largo plazo, manipular información, recordar ideas para escribir, organizar material en secuencias lógicas, y finalmente revisar y corregir errores.
Dado que aprender es relativamente fácil para la mayoría de nosotros, algunas veces olvidamos lo complejas que pueden ser tareas que parecen sencillas a simple vista tales como memorizar tablas de multiplicar o resolver problemas matemáticos. Por ejemplo, cuando un estudiante resuelve un problema matemático, debe poder alternar sus habilidades analíticas y varios niveles de memoria (de trabajo, de corto y largo plazos). En el caso de problemas de palabras, debe poder retener números y preguntas mientras decide la solución al problema. Enseguida, debe poder accesar su memoria de largo plazo para encontrar la regla matemática adecuada para resolver el problema. Finalmente debe poder retener datos importantes mientras aplica reglas y usa información alternando entre su memoria de trabajo y la de corto plazo para resolver el problema y encontrar una solución.
Para complicar más las cosas, en algunos casos el TDA presenta comorbilidad con otros padecimientos graves. De acuerdo con en un estudio clave del Instituto Nacional de Salud Mental (National Institute of Mental Health) sobre el TDA (conocido como MTA), dos terceras partes de los niños con TDA presentan al menos un padecimiento coexistente como la depresión y ansiedad. ¡Es fundamental entonces proporcionar apoyos a los estudiantes con casos complejos de TDA! Estos niños están en mayor riesgo que sus compañeros de presentar una serie de problemas escolares tales como reprobar un grado, saltarse clases, ser suspendidos o expulsados, y en algunas ocasiones, dejar la escuela y no continuar con la educación media y superior.
Estrategias de Éxito Favoritas de las Escuelas
Con los años, he identificado varias estrategias de enseñanza y adaptaciones que funcionan bien con los estudiantes que presentan TDA. A continuación señalo algunas de mis favoritas:
Estrategias Generales de Enseñanza
- Hacer el proceso de aprendizaje tan concreto y visual como sea posible.
Expresión escrita
- Dictar información a algún “escriba” o a los padres.
- Usar organizadores gráficos que sirvan como recordatorios visuales.
- Usar notas “post-it” cuando se haga lluvia de ideas para escribir ensayos.
Matemáticas
- Apoyarse en un compañero que haga las veces de tutor.
- Trabajar en pares (el profesor explica un problema, los estudiantes hacen sus propios ejemplos, intercambian sus trabajos y discuten las respuestas).
(Después de aprobar con dificultad álgebra en la preparatoria y universidad, mi hijo logró la calificación más alta en cálculo además de un promedio de 10 en sus exámenes cuando el profesor utilizó esta estrategia).
Memoria
Usar estrategias nemotécnicas (estrategias de memoria) tales como acrónimos o acrósticos. Por ejemplo, HOMES para recordar los nombres de los Grandes Lagos.
Usar material visual con información clave en tiras de cartulina.
Modificar los métodos de enseñanza:
Usar un proyector para demostrar cómo se escribe un ensayo (los padres pueden usar una hoja de papel o una computadora para enseñar esta habilidad).
Usar colores para destacar información importante.
Usar organizadores gráficos para ayudar a que los estudiantes organicen sus pensamientos.
Modificar las tareas – reducir el trabajo escrito.
Hacer las tareas más cortas.
Revisar el tiempo que se dedica a tareas, y reducirlo si se considera apropiado (cuando el total de la tarea toma poco más de 10 minutos por grado tal y como lo han recomendado los lineamientos del PTA/NEA (PTA/NEA Policy); un estudiante de séptimo grado debe dedicar 70 minutos)
Escribir solamente las respuestas, no las preguntas (fotocopiar las preguntas).
Modificar exámenes y calificaciones.
Dar mayor tiempo para contestar exámenes.
Dividir proyectos de largo plazo en segmentos con fecha límite y calificaciones independientes.
Promediar dos calificaciones en ensayos – una para contenido y otra para gramática.
Modificar el nivel de apoyo y supervisión.
Designar “capitanes de fila” para revisar que se lleven a cabo tareas y posteriormente se entreguen a los maestros.
Aumentar el tiempo de supervisión y monitoreo para estos estudiantes, si es que presentan dificultades.
Emplear tecnología.
Usar computadoras tan frecuentemente como sea posible.
Usar software para enseñar habilidades.
Desafortunadamente, los estudiantes con TDA son castigados frecuentemente por sus deficiencias en funciones ejecutivas tales como falta de habilidades organizacionales y de memoria que interfieren con su capacidad de llevar a casa las tareas y libros adecuados. Espero que después de leer este artículo, maestros y padres de familia desarrollen estrategias de intervención más innovadoras. Por ejemplo, una alternativa efectiva sería que alguien (amigo o asistente de profesor) se reuniera con el estudiante en su locker para recoger los materiales necesarios para tarea. A la larga, este proceso de “moldeado” del comportamiento en el “punto crítico de desempeño” ayudará al estudiante a dominar habilidades, o por lo menos, le enseñará a compensar sus limitaciones.
En Conclusión
Claramente el ámbito escolar presenta dificultades para los estudiantes con TDA. Sin embargo, cuando el TDA se acompaña de deficiencias en las funciones ejecutivas, los problemas que se presentan pueden ser abrumadores para los estudiantes y sus familias. Tradicionalmente, maestros y padres de familia eran poco conscientes o comprensivos ante los retos derivados de dichas deficiencias. ¡Con suerte, hoy en día maestros y padres de familia entenderán que el TDA es un padecimiento muy complejo! Es mucho más que un caso de hiperactividad. Cuando existen además déficits en las funciones ejecutivas y problemas de aprendizaje relacionados, ¡los estudiantes fracasarán en la escuela a pesar de hacer su mejor esfuerzo!
¿Qué deben hacer entonces los maestros y padres de familia con esta información novedosa? Identificar:
1) Los problemas de aprendizaje específicos del estudiante (por ejemplo, la expresión escrita o las matemáticas)
2) sus déficits en las funciones ejecutivas (por ejemplo, memoria de trabajo, desorganización, descuidos, o limitada noción del tiempo) y, ¡proporcionar apoyos en ambas áreas!
Les dejo una idea para pensar: “¡Tener éxito en la escuela es una de las experiencias más terapéuticas que puede tener un niño! ¡Haga cualquier cosa que sea necesaria para ayudarle al niño a tener éxito en el ámbito escolar!”
Comentario Personal: Nuestro hijo menor, Alex, tuvo muchas dificultades en la educación media y superior a causa del TDA y déficits en las funciones ejecutivas. Estamos orgullosos de que desafió la adversidad y se graduó de la universidad. Así que si su hijo está teniendo problemas en la escuela, no se dé por vencido. Mi familia es ejemplo de esperanza y apoyo para quienes presentan TDA y padecimientos coexistentes.
Por favor visite mi página electrónica www.chrisdendy.com para tener más información de mi familia y de cómo hemos sobrellevado el TDA. Están también a su disposición varios artículos para descargar y compartir con amigos. ¡Les deseo éxito escolar a ustedes, sus hijos y a los estudiantes que padecen de déficit de atención!

No hay comentarios:

Publicar un comentario