Páginas vistas en total

jueves, 29 de diciembre de 2011

CARTA DE UN HIJO A TODOS LOS PADRES DEL MUNDO

- No me grites.Te respeto menos cuando lo haces. Y me enseñas a gritar a mí también y yo no quiero hacerlo.
- Trátame con amabilidad y cordialidad igual que a tus amigos. Que seamos familia, no significa que no podamos ser amigos.
- Si hago algo malo, no me preguntes por qué lo hice.A veces, ni yo mismo lo sé.
- No digas mentiras delante de mí, ni me pidas que las diga por tí (aunque sea para sacarte de un apuro).Haces que pierda la fe en lo que dices y me siento mal.
- Cuando te equivoques en algo, admítelo. Mejorará mi opinión de ti y me enseñarás a admitir también mis errores.
- No me compares con nadie, especialmente con mis hermanos. Si me haces parecer mejor que los demás, alguien va a sufrir (y si me haces parecer peor, seré yo quién sufra).
- Déjame valerme por mí mismo.Si tú lo haces todo por mí, yo no podré aprender.
- No me des siempre órdenes.Si en vez de ordenarme hacer algo, me lo pidieras, lo haría más rápido y más a gusto.
- No cambies de opinión tan a menudo sobre lo que debo hacer.Decide y mantén esa posición.
- Cumple las promesas, buenas o malas. Si me prometes un premio, dámelo, pero también si es un castigo.
- Trata de comprenderme y ayudarme.Cuando te cuente un problema no me digas: “eso no tiene importancia…” porque para mí sí la tiene.
- No me digas que haga algo que tú no haces.Yo aprenderé y haré siempre lo que tú hagas, aunque no me lo digas. Pero nunca haré lo que tú digas y no hagas.
- No me des todo lo que te pido.A veces, sólo pido para ver cuánto puedo recibir.
- Quiéreme y dímelo.A mí me gusta oírtelo decir, aunque tú no creas necesario decírmelo.
                            Con respeto y amor
                                 TU HIJO
Autor desconocido.

15 comentarios:

  1. Hermoso Marien y una enseñanza de vida. A veces sin darnos cuenta podemos hacer tanto daño!! Lo veo a diario con mis alumnos. Acciones y preconceptos que los marcan mucho y cuesta que lo racionalicen. Algunos lo logran y son nuestra satisfacción

    ResponderEliminar
  2. Qué bella profesión tenemos Su!
    Hemos de ser muy generosos,amables,afectivos y comprensivos con nuestro alumnos!
    Bella y delicada profesión!Un fuerte abrazo!

    ResponderEliminar
  3. Marien hoy en dia pocos profesores son como tu,aman su profesion e respectan a los seres humanos pequeños que tienen entre manos.Nadie nasceu sabiendo,pero lo mejor que hay esta en aprender ,ayudar e hacer deste mundo un mundo mejor,la satisfación de un trabajo bien hecho no hay lo que pague;soy de Brsil estoy sola con mi niña e la mayoria de los profesores son hostiles,los entiendo con tanta barbarie que pasa,pero la actitud que tomes frente a un problema te ayudara o no a resolverlo,mi hija tiene tdah,e donde vivo creen que es una excusa para hijos mal educados,mi hija tiene tantos valores que en esa epoca pocos niños lo tienen,estoy orgullosa de ella,e cuanto a la carta el padre tiene toda la razon y vale tambien a muchos profes,yo tengo 42 años e recuerdo solamente dos profesores en mi vida y justamente son aquellos que mas cariño,atencion,comunicacion me enseñaron que yo puedo si quiero de verdad,esto guardo en mi corazon e paso eses valores a mi niña.feliz año,que entremos con los pies calientes para superar otra nueva etapa.gracias

    ResponderEliminar
  4. Marien, en la biblia dice que son benditos los pies que llevan Buenas Nuevas al prójimo, al humilde, grande,pequeño...Felicito y admiro ese don de servicio, ayuda y vocación que tienes. "Dios te Bendiga" y en tu hermoso servicio"!!! Se me hace cerquita España, con personas como tu, te siento como si estuvieras enseñandome aquí a mi derecha!!! Gracias de verdad por tu linda amistad. Gaby

    ResponderEliminar
  5. madre mia pero, ¿donde estan estos profesores con esa vcacion y cariño?los quiero para mis hijos

    ResponderEliminar
  6. Gracias querida mamá!Hay profesores con una gran vocación y amor por la enseñanza!Ojalá que puedas encontrar en tu camino a muchos de ellos!Un fuerte abrazo!

    ResponderEliminar
  7. este año me encontre una maestra asin es la de mi hijo y le doy las gracias pòr ayudarme con el porque avance en el cole y en la vida es psicologa la verdad si hay maestras y maestros que son un encanto y cuando saven que no da mas de si me lo dicen para que yo les ayude por mi lado

    ResponderEliminar
  8. Gracias querida mamá...es muy importante para los docentes que exista complicidad afectiva y pedagógica con los padres. Felices días!

    ResponderEliminar
  9. Soy maestra desde el 1971, y jamás he visto tantos niños tristes como ultimamente. En la carta de reyes de esta Navidad escrita en el cole para entregar a los emisarios alli mismo, un niño de padres separados al que chantajean ambos escribia textualmente. : " Pido que me dejen ser feliz Solo os pido eso" Al leerlo se ponen los pelos como escarpias. Se le ha pedido ayuda a la orientadora para que reciba ayuda. Pero pienso que no es el único que se siente así. Es necesario detectarlos para que se puedan desarrollar animicamente como les corresponde y sin problemas añadidos.

    ResponderEliminar
  10. muy linda yo la lei hace varios años

    ResponderEliminar
  11. Estimada maestra, lo importante es que podamos darnos cuenta de quién nos necesita y poder darle nuestro afecto y ayuda.Un fuerte abrazo!

    ResponderEliminar
  12. Yo tambien la habia leido pero aun asi, siempre esta bien recordarla. Pablo

    ResponderEliminar
  13. Sí, esta carta la tengo impresa desde hace bastante tiempo y es una
    maravilla para repasar a menudo, me alegra mucho encontrarmela por este
    medio, pues confirma camino.

    Gracias!! Feliz Domingo.
    JMT

    ResponderEliminar
  14. Gracias por esta carta, me ha hecho entender muchas cosas

    ResponderEliminar
  15. Interesante misiva que nos invita a reflexionar sobre el comportamiento -conductas y actitudes- que desarrollamos durante esa maravillosa, delicada y crítica etapa del aprendizaje intelectual de nuestros hijos, en la que son como esponjas -lo absorven todo- y, los errores que cometamos, pueden marcar pautas muy negativas en su vida.
    Un excesivo proteccionismo puede hipotecar su futuro como seres libres, capaces de tomar decisiones por sí mismos. Al mantenerlos dentro de una burbuja, al resguardo de todo lo malo y negativo de la vida, los privamos de una parte del bagaje que formará su experiencia futura. Si les otorgamos una excesiva libertad y autonomía a edades tempranas, podemos estar creando monstruos...
    Somos máquina muy complejas que, para tener un funcionamiento cuasi perfecto, necesitamos que todo nuestro sistema -tanto física como, sobre todo, psíquicamente- esté en equilibrio. Este equilibrio se logra a través del "rodaje" que supone vivir y desarrollarse como ser humano en un ambiente familiar donde amor, honestidad, respeto y disciplina sean valores que interactúen entre todos los miembros del grupo.
    Evidentemente, no somos perfectos y, la vida cotidiana no nos da la más mínima tregua, nos crispamos, nos estresamos, perdemos los estribos y nos comportamos con ellos o ante ellos de forma inadecuada, a veces intolerantes, a veces excesivamente permisivos. Ante estas situaciones, debemos ser muy cuidadosos con nuestra actitud y ser, fundamentalmente, honestos en nuestra interacción con ellos. Ello minimizará las huellas que puedan dejar nuestros yerros.

    ResponderEliminar