Páginas vistas en total

viernes, 1 de junio de 2018

7 reflexiones sobre el juego y la infancia


7 reflexiones sobre el juego y la infancia del 2017

Reflexiones a tener en cuenta sobre el juego y la infancia y la mirada adulta que nos ayudarán a mantenernos activos y atentos ante nuestros niños y niñas de forma respetuosa y consciente.
Apuntito de acabar el año, paso por aquí primero, para agradecerte una vez más que hayas estado todo este tiempo conmigo inspirándonos, reflexionando y hablando sobre la infancia desde esa mirada respetuosa, consciente y activa que tenemos.
Este año para Rejuega ha sido muy especial porque a parte de seguir cultivando esta semilla que casi casi va creciendo sola pero que como todo, necesita de sus mimos y sus atenciones, han ido creciendo otras nuevas las cuales han comenzado a dar sus frutos y otras que aún están abonándose para salir a la luz en breve, pero a su debido tiempo.
Así, llega final de año y creo que debemos de hacer balance y reflexionar sobre lo que hemos aprendido este año en cuestión de juego e infancia y lo que nos queda por aprender.
¿Empezamos?

1) Los niños y niñas necesitan moverse más

Escuchamos cada vez más en las noticias que los niños y niñas se mueven menos. Ya sea por las horas que pasan en horario lectivo, extraescolares o el tiempo delante de la tecnología: los niños y niñas pasan muchas horas sentados y, generalmente en un interior.
Todo lo contrario a lo que su naturaleza les pide que es moverse en libertad. 
En este año pude asistir a unas jornadas sobre neurociencia y educación y allí pude volver a ver lo importante que es el movimiento en la infancia.
Allí volví a darme cuenta de la de cosas que serían tan sencillas de cambiar si aplicáramos más el sentido común, el conocimiento de la ciencia y la observación en nuestro día a día.
El niño y la niña necesitan moverse para aprender y su mejor medio es el juego: “Todos los aprendizajes más importantes de la vida se hacen jugando” F. Tonucci.
En “Aulas con más juego y movimiento, aulas con más aprendizaje significativo” encontrarás una amplia información al respecto y verás respondidas preguntas como:
  • ¿Por qué es importante el juego y el movimiento en el aprendizaje de un niño?
  • ¿Cómo podemos mejorar los aprendizajes en el aula por medio del juego y el movimiento?
  • Ideas para fomentar más el juego y el movimiento en las aulas a favor del aprendizaje

2) Los niños y las niñas necesitan entornos ricos para jugar y en el colegio también.

Su entorno es el tercer educador por lo que deberíamos de prestarle atención y ver dónde habitan para evaluar si está acorde con las necesidades del niño o la niña.
La realidad es que a veces no podemos tirar abajo una casa para hacer la casa ideal, igual que no podemos borrar un colegio para hacer uno nuevo. Pero sí podemos utilizar el ingenio y la creatividad para poder adaptar el espacio lo mejor posible para crear mayor provocaciones de juego, mayor movimiento y motivación.
Sé que no es lo más óptimo y que los niños y las niñas deberían de tener patios como los que te proponía con estas “Ideas para crear patios de escuelas que inviten a jugar libremente y aprender”, estamos de acuerdo; pero la realidad de muchos colegios es la que es y soy de las que piensan que a veces hay que empezar con poquito, probar, evaluar qué tal funciona y seguir trabajando para mejorar.
Por eso encuentro necesario dar ideas a aquellos colegios, instituciones, empresarios y educadores en general, que tienen unas características y unas necesidades concretas y que no pueden comenzar con una revolución enorme; si no que necesitan una dosis de impulso.
Por eso en “Cómo convertir un patio gris en un patio con color, juego y aprendizaje” puedes encontrar una surtida selección de juegos para pintar (en el patio de un colegio, de un local, de una casa o de donde sea) y reflexiones al respecto que creo serán muy interesantes a tener en cuenta.

 3) Los niños y niñas necesitan que apliquemos la norma “Menos es más”.

En un mundo donde el TENER está mejor valorado que el SER veo la necesidad de volver a parar y observar si realmente somos o no somos conscientes de esta vorágine. Porque si estamos metida en ella (que todos, de una forma u otra, lo estamos), debemos de tener en cuenta que arrastramos a nuestros niños y niñas a ella y que en este “formar parte de la sociedad” estamos transmitiendo una cantidad de cosas que no estén alineados con los valores que queremos transmitirles.
Con el juego pasa igual. Si crees que para jugar necesitan tener un sin fin de juguetes, te equivocas:
Necesitan tener los justos y necesarios, alineados a sus necesidades y motivaciones, bien ordenados y colocados de forma accesible para que puedan autogestionarse.
Para eso es tan necesario un par de cosas:
  • Aplicar una revisión de la zona de juego y te aconsejo que lo hagas jugando con la “rotación de juguetes”. 
  • Escoger juguetes donde el verdadero juego lo ponga el niño o la niña y no el juguete. En toda esta web encontrarás una selección de juguetes que cumplen este criterio: educativospara crecer, etc.
  • Dejar que descubran los recursos naturales como material de juego, valorando la importancia de cuidar del medio ambiente. Este año te he compartido muchas actividades sencillas donde poder sacar partido a lo cotidiano y volver a jugar con lo sencillo, activando la imaginación.
  • Y que se aburran. No te preocupes: el aburrimiento forma parte del proceso de aprendizaje y les ayuda a utilizar su creatividad para superar esa fase y pasar a una mucho más interesante. Si no te lo crees, te cuerdo el valor del aburrimiento.

4) Los niños y niñas necesitan más naturaleza.

Este año he tenido la suerte de realizar un par de viajes que me acercaron aún más a la naturaleza y a otras culturas. En ella pude ver cuán diferente viven el entorno natural a nosotros y me vino a la mente un estudio que decía que actualmente los niños y niñas de hoy pasan al aire libre casi el mismo tiempo que los presos. ¡Insólito!
“Reflexiones e ideas para acercar la naturaleza a la familia”, surge de la necesidad de hacernos reflexionar al respecto y ofrecerte ideas a pensar para que nos activemos, valoremos nuestro clima y nos acerquemos más a la naturaleza.
Los niños y niñas necesitan pasar más tiempo al aire libre para crecer de forma integral.

5) Los niños y niñas necesitan ser comprendidos y tenidos en cuenta.

No es nada fácil ser un niño o una niña en un mundo hecho por y para los adultos. Los niños y las niñas viven, generalmente, en un entorno que no observa, valora y aprende de ellos y ellas. De hecho, muchas veces no se tienen en cuenta en las decisiones importantes.
Pero poco a poco esto va cambiando y veo a mucha más gente empoderando a la infancia. Y esto me encanta porque es en el cambio de la mirada adulta donde radica el verdadero cambio. Y me refiero al cambio del trato hacia el niño y la niña así como hacia el interés por formarse para comprender mejor al niño o niña que acompañan.
Mi granito de arena lo pongo con todo el contenido que te comparto en este blog y en las redes sociales pero también con la formación on line que doy. Allí he podido ver como cada vez a más maestras y maestros que se interesan por el juego como manera de conocer y empatizar con el niño y la niña.
De estos cursos me llevo mucho aprendizaje también y unos comentarios bonitos, bonitos que agradezco infinito:
Muchísimas gracias!!! Me está encantado el curso!!! Y me está ayudando muchísimo! Esta lección (que me he leído del tirón sin poder parar) me ha abierto aún más los ojos… yo también estaba cometiendo esos errores, y espero poder subsanarlos gracias a lo aprendido. Pero que difícil es!!! No mezclar nuestras necesidades y nuestros “fantasmas” con sus necesidades…  De nuevo muchas gracias! Estoy a tiempo de enmendar mis errores con mi pequeña!. Judith.
“Creo que el curso aporta un montonazo de ideas preciosas para aplicar en casa, tenemos para rato! y sobretodo tu visión llena de empatía y creatividad, por poco que se nos contagie esa pasión por el juego infantil, ya habremos ganado un montón 🙂 gracias!” Glòria.
Este año 2018 comienzan nuevas ediciones de los dos cursos que doy. Si te interesan, son estos:

6) Los niños y niñas necesitan ser educados en valores

Este año también ha estado marcado por muchos acontecimientos sociales y políticos que han llegado a oídos de nuestros niños y niñas. Más que nunca me he dado cuenta que necesitan tener un norte, unos valores que les guíen y esos valores se los enseñamos nosotros con el ejemplo y con nuestra constancia.
Así que está en nosotros en trazarnos una ruta para ofrecer esos valores que creemos fundamentales para la vida, aprendiendo también a descubrir que en ese caminar estamos llenos de sentimientos y emociones.
Este año he vuelto a compartirte una nueva selección de libros sobre emociones que pueden ayudarte en este camino.

7) Los niños y niñas necesitan a unos adultos emocionalmente sanos y con una mirada atenta.

Durante estos casi 4 años que llevo escribiendo en el blog, me he dado cuenta de que no puedo hacer nada en favor del valor del juego y la creatividad si la mirada del adulto hacia la infancia, no cambia. Y como madre también me he dado cuenta que las cosas en casa fluyen cuando me encuentro bien, cuando estoy descansada y cuando he buscado y disfrutado de mi espacio.
“Cuidarse para poder cuidar”, es la fórmula para educar.
Durante este año he procurado poner el centro en esto; he ofrecido y recibido formación al respecto, he buscado mis momentos para recargarme y he realizado dos cosas que tenía necesidad ya de hacer:

Tiempo de Infancia.

Junto a Judith de Club Peques Lectores, hemos creado este año, este espacio de reflexión sobre educación y crianza respetuosa y con sentido común. Y además, hemos realizado 7 eventos que nos han llenado por dentro.
Hemos hecho esos eventos que como madres necesitamos, eventos que nos sirven para reflexionar, compartir, sentir, activarnos y seguir aprendiendo; porque la crianza es un continuo camino de aprendizaje.
En estos eventos procuramos que los asistentes se encuentren cuidados, mimamos y atendidos como se merecen porque sabemos que asistir a ellos supone, en muchos casos, un gran esfuerzo (sobre todo logístico). Y también porque:
Necesitamos cuidarnos para poder cuidar con la paciencia, la dedicación y el amor que se necesita para poder dar lo mejor de cada uno.
El año que viene continuamos con estos fabulosos encuentros y si te apetece, puedes regalarte o regalar uno o varios, porque aquí se viene a vivir experiencias que te llenarán y te removerán por dentro.

FUENTE:

http://rejuega.com/

1 comentario: