Páginas vistas en total

lunes, 11 de agosto de 2014

Síndrome de Down/Inteligencia y habilidades en el niño con Síndrome de Down

 

 

¿Qué es el Síndrome de Down?

El Síndrome de Down es un error congénito que se caracteriza por la presencia de un grado variable de discapacidad cognitiva (varía entre individuos) y unos rasgos faciales muy característicos como el rostro plano, los ojos orientados hacia arriba, orejas pequeñas y lengua más grande o sobresaliente.
En el caso de los bebés, puede que parezca que tengan una constitución física más débil, aunque esta característica tiende a mejorar con el tiempo: la mayoría de los bebés con el trastorno alcanzan importantes avances en su desarrollo –por ejemplo, sentarse, gatear y caminar– aunque quizá un poco más tarde que otros niños.
Muchos niños con esta afección llevan una vida muy saludable pero otros necesitan atención médica. Por ejemplo, cerca de la mitad de los niños afectados nacen con un defecto congénito del corazón. Los niños con este síndrome también tienen un mayor riesgo de desarrollar hipertensión pulmonar, una condición grave que puede ocasionar un daño irreversible en los pulmones. Todos los infantes que padecen el síndrome deben ser evaluados por un cardiólogo pediatra.
Aproximadamente la mitad de los niños que la padecen también tienen problemas con el oído y la vista. La pérdida de la audición puede estar relacionada con la acumulación de líquido en el oído interno o con problemas estructurales. Los problemas de la vista generalmente incluyen ambliopía, conocido como ojo flojo, miopía o hipermetropía y un mayor riesgo de cataratas. Tener consultas frecuentes con un audiólogo o un oftalmólogo es necesario para detectar y corregir problemas antes de que afecten al lenguaje y las habilidades de aprendizaje. Afortunadamente, muchas de estas condiciones pueden tratarse médicamente.

Inteligencia y habilidades en el niño con Síndrome de Down

La enfermedad afecta la habilidad de los niños en diversas formas, pero la mayoría presentan discapacidad intelectual de leve a moderada. Los niños con Síndrome de Down pueden aprender y lo hacen, y son capaces de desarrollar habilidades a lo largo de la vida. Ellos simplemente alcanzan sus metas a un paso diferente— por eso es muy importante no comparar a un niño que padezca el síndrome con otro niño que no lo padezca, y tampoco es bueno compararlo con otros niño que sufran la enfermedad.
Los niños con el síndrome tienen muchas habilidades y no hay forma de saber de todo lo que serán capaces.

web World Down Syndrome Day
FUENTE:http://faros.hsjdbcn.org/es

No hay comentarios:

Publicar un comentario